SOBRE DOGMAS, DOGMÁTICOS Y VERDADES REVELADAS(o Perón… Evita… la Patria “Morenista”)

(por Tato Treinta)

“Las deficiencia que tan a menudo nos aqueja, son el dogmatismo y el sectarismo”.Vladímir Ilich Uliánov “Lenin”

Regresar a Inicio de Diario Mar de Ajó, el diarito

Según el diccionario, dogma significa: “Punto esencial de una religión, una doctrina o un sistema de pensamiento que se tiene por cierto y que no puede ponerse en duda, igualmente doctrina se define como “Conjunto de ideas o principios básicos sustentados por un movimiento ideológico, político, etc”. Desde los orígenes de la humanidad, en sus diferentes estadios “civilizatorios”, una vez salidos de “su estado de naturaleza” (según Rousseau) que significaba la asociación en hordas y tribus, se buscó permanentemente determinadas “certezas” que la incertidumbre de dicha naturaleza no ofrecía. Allí fueron las distintas “religiones” que sin dudas, significaron la construcción de las primeras “ideologías”. Toda ideología y aquí siguiendo a Foucault, es restrictiva, poniendo luz sobre algunos aspectos y ocultando otros ya que el sentido de las mismas es no solo dar algún tipo de certezas, sino también homogeneizar la heterogeneidad de una sociedad. Es allí que podemos identificar el punto de partida del… “dogmatismo”.Dejando aquí la “historia de los orígenes” y acercándonos, no sin temeridad, a la actualidad y acotando aún más el campo de análisis a nuestro país y dentro de él específicamente al Peronismo, vamos a descubrir, que comenzaron a “aparecer” en esta etapa “pandémica”, no pocas voces exaltando el dogmatismo y la “doctrina”. Pero hagamos un poco de historia. El Peronismo tuvo su etapa dogmática y doctrinaria (1945-1955), conceptos estos que parecen sinónimos pero que no lo son. A finales de ese período el dogma, se comió a la doctrina y el Peronismo se “encerró” y fue derrotado, sin duda a sangre y fuego, pero derrotado. Si este Movimiento sobrevivió, fue porque se alejó del dogma y abrevó en las grandes pinceladas que brindaba la doctrina y apeló al pragmátismo. Inclusive puedo arriesgar que el Peronismo a partir de su “Resistencia” a los regímenes dictatoriales y/o fraudulentos, se fue desarrollando inclusive más allá de lo que el propio Perón, hubiera deseado, apelando a la “creatividad popular”. Nadie en el mundo pudo ni puede “definir” al Peronismo, pero creo que algo queda claro, el Movimiento perduró y creció cuando se alejó del dogmatismo, que posibilitó su muy sana heterogeneidad. Esas “voces” que intempestivamente intentan que retomemos la fase “dogmática” ¿A qué se refieren? ¿A que volvamos a 1945? ¿Es el mundo igual que en aquella época? Hay quién llega a expresar que el presente Gobierno Nacional y Popular no es Peronista sino Social-demócrata y “posmoderno” ¿Qué sería hoy un Gobierno Peronista? ¿A que “social-democracia” se refiere? ¿A la que había nacido de la posguerra europea, aquella del estado de bienestar y la distribución del ingreso, y de la cual el Peronismo fue su antecedente efectivo o a este engendro neoliberal que terminó siendo? La Sociedad en su conjunto se fue construyendo en los últimos 45 años, sobre las bases de la “posmodernidad” y del individualismo más abyecto que dicho “pensamiento” impone y del cual quienes dicen aborrecerlo no responden más que a algo bien europeo, un “falangismo” posmoderno matizado por los nuevos “pensadores” del conservadurismo europeo, que juegan con la idea de una soberanía antiglobalización, pero que en el fondo encubren un ideal restaurador de las tradiciones, para instituirlas como un marco normativo, “pastiche” sí, por demás posmoderno que reúne tradición, iglesia, nación y familia. ¿Qué hacer entonces? ¿Si no puedes vencerlos únete a ellos? Hay un punto de partida: un Movimiento cuyo cuerpo de ideas fundamental gira en torno a la Justicia Social, la Independencia Económica, y la Soberanía Política ¿Cómo se sustentan dichos preceptos en este mundo plagado de incertidumbre? ¿Volviendo a lo “dogmático? Lo dogmático en este contexto dejaría “afuera” a muchas y muchos, inclusive a mucha “joven militancia”, salvo que la intención sea en lugar de debatir… “adoctrinar”. Sería por lo menos soberbio hacerlo y aún perverso, más todavía si van a desarrollar esa disputa “por afuera” del Movimiento, planteo este que se da de patadas por lo expresado por el mismo General Perón “Todos adentro y después discutimos”. Pero desde luego, no se puede esperar otra cosa de los “dogmáticos”, dado que su pensamiento surge de una “verdad revelada”, por la tradición más reaccionaria de la cultura “judeo-cristiana”.El mundo no será como no pocas y pocos deseamos. El mundo será lo que a partir de aquí podamos construir, sobre todo lo que las y los jóvenes, en este contexto de profunda incertidumbre, controlada por cinco o diez “locos con carnet” puedan hacer.Las “revoluciones”, todas las “revoluciones” desde 1789, se lograron con Pueblos organizados y a “punta de pistola”. A esa etapa de la Historia, como ya he escrito en otra oportunidad, si bien no imposible es altamente improbable que suceda… o no. Lo importante es tener en claro aquellos tres principios fundamentales de una Patria Justa, Libre y Soberana y para ello es necesaria la organización del Pueblo y dentro de él… de la juventud, con todo lo “nuevo” que ella pude aportar, que no es poco y alejarnos de “dogmas” que son la antítesis de la creatividad; quizás en algún momento pudieron servir, pero que hoy son claramente “anacrónicos”.Para finalizar y tanto para que aquellas compañeras y compañeros Peronistas Dogmáticos y “Ortodoxos” no se “enojen”, una frase de Don Arturo Jauretche, (que cabe aclarar fue “alejado” del Peronismo por no pocos “dogmáticos”): “No es posible quedarse a contemplar el ombligo de ayer y no ver el cordón umbilical que aparece a medida que todos los días nace una nueva Argentina a través de los jóvenes. No se lamenten los viejos de que los recién venidos ocupen los primeros puestos de la fila; porque siempre es así: se gana con los nuevos.”Querido compañero Guillermo Moreno… aquí no sobra nadie, aún aquellas y aquellos que cotidianamente… “mean agua bendita”, son necesarias y necesarios.

Regresar a Inicio de Diario Mar de Ajó, el diarito

Visitas

3148