Bolivia se libra del Fondo Monetario Internacional (FMI)
Bolpress
                                  Regresar a Prensa Alternativa Diario Mar de Ajó (el diarito) Prensa Popular
 
El gobierno boliviano comunicó al Fondo Monetario Internacional (FMI) que no quiere negociar un nuevo acuerdo stand by cuando termine el actual el 31 de marzo. El portavoz del organismo, Thomas Dawson, afirmó que al parecer Bolivia no necesita los recursos del Fondo. A fines de este mes vence el acuerdo suscrito en abril de 2003 por 248,9 millones de dólares, el cual fue reducido en octubre a 211,6 millones a petición de las autoridades bolivianas.

La economía nacional vive un momento de bonanza. El producto interno bruto (PIB) creció un 3,9% en 2005, la tasa más alta desde 1999. El año pasado se cerró con un déficit fiscal del 1,5% en relación al PIB, frente al 5,5% del año anterior.

Según el FMI, el desmarque de Bolivia no quiere decir que esté siguiendo los pasos de Brasil y Argentina que decidieron no depender más del organismo. “Francamente, la situación favorable indica que parece no haber necesidad de fondos del FMI”, afirmó Dawson en Washington.

Antes de que Brasil y Argentina pagaran sus deudas al FMI, los países de ingresos medios de Asia ya estaban acumulando reservas internacionales para no tener que recurrir al prestamista, responsable directo de las crisis que quebró Asia en 1997 y 1998.

Mark Weisbrot, codirector del Centro de Investigaciones de Política Económica en Washington, recordó que la larga experiencia de Bolivia bajo los programas del FMI no siempre fue feliz y exitosa. El organismo presionó para la privatización de la seguridad social en 1998, medida que en la actualidad le cuesta al Tesoro más de 400 millones de dólares y que aumentó el déficit. Ahora el FMI se opone a la Ley de Hidrocarburos que aumentó los pagos de las regalías de las compañías extranjeras y que de alguna manera contribuyó a reducir el déficit.

El viernes pasado el ministro de Hacienda Luis Arce indicó que el Ejecutivo aún no definió si se suscribirá un nuevo acuerdo con el FMI. “No hemos definido todavía eso. No tenemos necesidad de financiamiento externo con el Fondo porque estamos con el mejor nivel de reservas”, dijo la autoridad y agregó que tampoco se puede volver a firmar el Stand By porque sólo se permiten seis renovaciones “y estamos justo en la sexta renovación”.

Bolivia no necesita el dinero del FMI, pero si depende de su visto bueno para acceder a otras fuentes de financiamiento, como el Banco Mundial, el Banco Interamericano de Desarrollo y los gobiernos donantes. Si Bolivia no firma un acuerdo continuará siendo miembro del FMI, pero sin que el organismo internacional tenga una forma de presión para exigir nada al gobierno de Morales.

Regresar a Prensa Alternativa Diario Mar de Ajó (el diarito) Prensa Popular